ESTACIÓN DE PENITENCIA

ORDENANZAS PARA LA ESTACION DE PENITENCIA

A) Los hermanos nazarenos vestirán hábito compuesto por ropón negro de cola, con manguitos negros y antifaz con capirote de medio metro de alto también negro, con el escudo de la hermandad recortado en paño rojo en el centro del antifaz, calcetín y calzado negro si hebilla.

B) Queda terminantemente prohibido llevar cualquier signo externo que posibilite la identificación de Nazareno, o distintivo particular alguno.

C) El Hermano de etiqueta o el hermano y hermana vistiendo el hábito de la Hermandad, se dirigirá desde el lugar del que se vista de nazareno a la Iglesia por el camino más corto, y sólo con la antelación suficiente para llegar a la hora fijada. No podrá andar vagando por las calles ni detenerse ni entrar en parte alguna, no pudiendo ir en grupo ni acompañado de persona alguna que no vista su mismo hábito. No podrá hablar ni hacer señas a nadie, y en ningún caso podrá levantarse el antifaz. Igual actitud observará al regreso terminada la Estación de Penitencia. En definitiva, está prohibido todo aquello que desdiga el acto de Penitencia que se practica.

D) El hermano estará en el templo a la hora señalada en su papeleta de sitio, entrando por la puerta que se indique previamente; mostrará su papeleta se sitio al Secretario o persona quien éste delegue, quitándose el antifaz para su identificación. Se dirigirá a los pasos de nuestros Sagrados Titulares para rezar ante ellos y esperará que se pase lista de Cofradía para recoger el cirio o insignia que le corresponda y colocarse en el lugar que se le designe.

E) Una vez ocupado su sitio, no lo abandonará mientras dure la Estación de Penitencia, en caso de indisposición momentánea lo indicará al Diputado de su tramo, quien lo autorizará. Cuando tenga que abandonar su sitio, procurará regresar lo antes posible por el camino más corto y sin vagar por dentro o fuera de la Cofradía.

F) Si la indisposición fuera de tal naturaleza que tuviera que abandonar definitivamente su sitio, lo hará de la misma forma prescrita anteriormente, dirigiéndose a su domicilio para no regresar más. En cualquier caso, al pedir la autorización a su Diputado de tramo, entregará a éste su papeleta de sitio que le será devuelta al reintegrarse a la fila si así lo hiciere.

G) Durante el curso de la Estación de Penitencia, el hermano conservará con el que le precede la distancia que le haya sido marcada por el Diputad de tramo y la línea con su compañero de fila contraria.

H) Queda prohibido terminantemente a los hermanos ceder su túnica o lugar, tanto a personas que no pertenezca a la Hermandad, como a otro hermano a quien no le corresponda ocupar su sitio, estando obligado a descubrirse el rostro cuando fuere requerido para ello durante la Estación de Penitencia por el Director Espiritual de la Hermandad, Hermano Mayor, Mayordomo, Diputado Mayor de Gobierno o Diputado de tramo, y fuera de ésta, por cualquier hermano en caso de conducta reprobable.

I) Si durante la Estación de Penitencia el hermano observa alguna deficiencia, lo manifestará el Diputado de tramo correspondiente; pero si ésta fuera de importancia y gravedad, también lo hará al concluir la Estación de Penitencia, nunca en el transcurso de ella, al Diputado Mayor de Gobierno.

J) La Estación de Penitencia no concluye hasta que esté toda la Cofradía de vuelta en el templo por lo que los hermanos permanecerán cubiertos y en orden en el lugar que los diputados indiquen hasta que pare el paso del Duelo de Nuestra Señora, rezándose a continuación un responso por nuestros hermanos difuntos.

K) La papeleta de sitio que, firmada por el Mayordomo y el Secretario se entregará al hermano con anticipación y llevará inserta estas ordenanzas para el buen gobierno de la Cofradía, y para que los hermanos no puedan alegar en ningún caso, olvido o ignorancia de las mismas.